lunes, 10 de marzo de 2014

Soy una bloguera vaga 1: EADP2

El 1 en el título de esta entrada es parte de una trilogía. La llamaré la trilogía de la vergüenza porque ya me vale.

Bueno, iré en plan regresivo, desde el último evento al que he ido al primero. De lo que me quedan por contaros, no todos los de mi vida (que yo creo que no son tantos, pero bueno, quieta tampoco estoy).

Este sábado, un fabuloso y soleado sábado mallorquín, se celebró El Armario De El Puro 2 (a partir de ahora EADP2). El Puro es un hotel urbano muy chic que hay en Palma. Todas sus habitaciones son diferentes y con una decoración muy moderna con elementos de inspiración oriental y que se integra perfectamente con la arquitectura del edificio. Y digo esto porque está en el caso antiguo de Palma. El edificio no es nuevo, tiene sus años pero con mucha inteligencia se ha sabido sacarle partido para crear en el él un ambiente muy especial.





Pues bueno, este año se celebraba la segunda edición de este evento. Todas las habitaciones se convirtieron en tiendas por un día. Un ambientazo impresionante, el tiempo acompañaba, el personal del hotel de lo más amable y poder ver un lugar tan bonito con, encima, muchísimas más cosas bonitas y nuevas... un gustazo.

Había marcas cosméticas, como Ecologic Cosmetics o Essie, por ejemplo, donde podías probar sus productos, hacerte una manicura y, por supuesto, comprar sus productos.




Sin duda, para mí a habitación de Ecologic me pareció la más relajante. Recrearon un spa y desde luego lo consiguieron.

De la habitaicón de Essie me encantó la disposición de las lacas sobre la cama, en las estanterías, sus colores...

Marcas de moda como Monge Shoes, que tenían expuestos unos Oxford en color azul con la puntera dorada que... ooooooh... muy loca por ellos me hallo, nenis.



O la emergente Aubergin, que ese mismo día presentaba sus creaciones. Por deformación profesional, tengo que decir que primero me fijé en su logo, porque me parece precioso. Y luego, vi unos estampados diviiiinos, y no me quedó otra más que enamorarme de alguna de sus carteras de mano.

Pla es otra marca de zapatos hechos a manos con una tranza de yute y me parecen fantásticos. Para este verano me encantaría poder tener un par porque tienen pinta de ser cómodos y que con esos materiales, seguro que son un acierto para las temperaturas que tenemos por estas tierras.




En EADP2, si hablamos de moda, también de complementos. De todo lo que vi, me quedé prendadísima de un collar con un tigre de 971 Complementos. No llevaba dinero suficiente y no me pude hacer con él. Me quedé un poco chof, pero espero poder conseguirlo en otro momento.




Unas piezas preciosísimas, finas y modernas que me encantaron. Y una de las mejores cosas fue que la diseñadora estaba allí mismo montando algunas piezas. Disfruto mucho viendo cómo se realiza un precioso trabajo.

Es vital que esta diseñadora tenga una web y tienda online. Desde aquí se lo digo.

De momento se pueden encontrar sus piezas en el espacio multimarca de Yolanda Navarro.





Luego, voy y me topo con Pola, que tenía otras piezas de joyería ecléctica que me encantaron. Muy moderno, pero muy étnico y al mismo tiempo con un toque retro fantástico. Y es que, por lo visto, son tan fanssss de las calaveras mexicanas como yo.




Y si hablamos de bolsos, mis preferidos los de Tara's (es una pena que su web no sea tan espectacular como sus creaciones). Por lo bonitos que son, lo bien hechos que están y porque me encaaaaantan todo los colores que han usado.





Me hizo mucha ilusión ver las típicas telas de lenguas mallorquinas utilizadas para gandules y cojines, por ejemplo. Esto lo hacen en Teixits Riera y Filats. Me gusta muchísimo estos diseños tan nuestros. Son tradicionales y al mismo tiempo muy actuales y me entusiasma la idea de que se puedan adaptar a los nuevos tiempos dándoles un toque tan de nuestra tierra.





¿Qué le voy a hacer?. Me gusta mi tierra, me gusta Mallorca :-)

Mis dos habitaciones favoritas, no podían ser otras más que de, Mavuela's, donde Alejandra desplegó todo su amor y deliciosidad con las cosas bonitas de su tienda y los más de trescientos cupcakes que se curró para invitar a todos los asistentes.




En esta tienda te sientes como en casa, pero no sólo por lo acogedor del ambiente. "El toque" lo da la dueña, por su calidez y simpatía. Y, dejadme que os diga esto: por su apoyo. Dese el primer momento me animó a llevar a Metro&medio Designs a su tienda y cuando ha notado que flaqueaba, me ha dado ese punch para seguir adelante.

Gracias Alejandra :-*

Mi otra habitación favorita fue la de mi escuela, donde me encontré con algunos de mis profesores. La habían decorado con maniquíes que vestían diseños de los alumnos de moda y, atención, chorrocientas grullas de papiroflexia.

Chorrocientas, no exagero.







Además, había un photocall (sí, me hice fotos en las que pedí que me sacaran del lado bueno y usaran el filtro de delgadadivinayestupenda) y charlas programadas. Sé el trabajo que les habrá llevado a los profesores organizar todo este tinglado y, bueno, me siento súper orgullosa de haber podido ser su alumna.

Había muchísimas más cosas por ver y descubrir, pero es que esto sería un post sin fin. Así que no os va a quedar más remedio que, si podéis, asistir el año que viene. No os arrepentiréis.




Y si no, ya os lo cuento yo porque no me lo pienso perder ;) ;)



Stay tunned, porque esto es sólo es la primera parte de esta trilogía de post Soy una bloguera vaga.

2 comentarios:

María dijo...

Qué chulo todo!! Los zapatos de yute me chiflan!

Mara Jade dijo...

En vivi sin aún más bonitos!!