lunes, 20 de febrero de 2012

Los Goya 2012 todavía no han acabado pero...

... a pesar de ser muy fan de Eva Hache: me aburro.

Estoy escribiendo al mismo tiempo que estoy viendo la gala. O lo que sea.

La alfombra roja sigue siendo roja, pero he oído por ahí algún comentarista eso de "verde o roja, los Goya son... blablablá". Si los organizadores de esto la cambiaron a roja es porque saben que LA CAGARON poniendo una alfombra verde y encima con logazo de güisqui. Eso es nivel, sí, sí. Ahora es roja, pero el logo sigue ahí.

Glamú totá. Que no se diga.

Esta gala se está caracterizando por los varios ZAAAAAASSSSS EN TODA LA BOCA que se han ido repartiendo y que hemos disfrutado cuando han enfocado al menestro de "cultura". Aaaaaaaay... el año pasado estaba poniendo a caer de un burro a la Sinde y este año no hace falta que yo diga nada. Mola.

Menciones especiales:
  • A Santiago Segura, por hacerme más gracia en su cachito que Eva Hache en toda la gala.
  • A Isabel Coixet porque le ha restregado las injusticias que está viviendo el gran Señor que es el ya ex-juez Garzón. Yeah!
  • Y al presidente de la Academia por poner los puntos sobre las íes con el tema internet y recordar el speech de Álex de la Iglesia del año pasado.

Como digo, la gala no ha acabado todavía, no puedo poner el enlace a la lista de todos los premios. Mañana lo pongo. Vale, la web oficial de los Goya no tira, así que de momento este es enlace para ver la lista de ganadores.
Ahora, como siempre, voy a diseccionar esa alfombra, no sin antes decir que este es MI blog, MI opinión y no, no veo cine español. Así que no voy a comentar ninguna peli.
Allá voy.

¿Qué coño ha pasado este año? ¡Todas iban iguales!: rojo, nude o blanco, sota, caballo y rey. Chicas, muy poquita imaginación. Y no sólo lo digo yo, en SModa se han currado unas composiciones que me han ahorrado. Aquí los podéis comprobar.
Yo, como ya me curré mis secciones, voy a lo mío, que es lo que os encanta. Comenzaré con las Correctas, porque pueden darme las gracias por no ignorarlas.
Toni Acosta va de Dolores Promesas, pero podría pasar por un clon de los trapitos de VickyBeck. Bien, me gusta. Un brillismo es un brillismo.

Salma Hayek, supongo que se puso algo de las tiendas de su marido. Iba muy guapa. Me gustó el vestido y el color. Ella, que sabe que esta gala es una de esas de poca monta, seamos sinceros, es lo que pensamos todos, ha decidido ir mona, pero discreta. Salma, darling, no te han mentido: siempre nominan a estrellas extranjeras, pero nunca les dan el premio.

Pd: no sabes lo mmmmmmucho que me encanta ese collar tuyo.

No sé quién es la que va con este chico, Raúl Arévalo. Hasta hace unas horas, tampoco sabía quién era este chico. En fin, que la chica va bien. El vestido le queda bien. Todo bien. De negro.

Juana Acosta eligió un Paco Rabanne muy sobrio. El detalle de la espalda mola, y ya que Elsa Pataky no ha venido este año, ella se ha dedicado a hacer su trademark pose. Me ha gustado mucho la elección de complementos y el pelo. Más que el peinado, el color. El ombré hair es tendencia total. Yo ya me he apuntado.


Aquí viene el primero de los numerosos Nude, ese color. Lo lleva Marta Etura y la hace pechopaloma. Te pongo aquí como te podría haber puesto en Vestido chulo, percha equivocada.

Lo de Nathalie Seseña, no es que no me guste, pero... no me causa el suficiente efecto WOW como para ponerla en Superstar. eso sí, con esta chica es como con Rosi de Palma: da igual lo que se ponga, no puedes dejar de mirarle la cara.

Pero seguro que es muy simpática.

María León, ganadora, me ha encantado cuando lo primero que ha hecho al oír su nombre, ha sido recogerse la falda del Valentino que llevaba y trotar escaleras arriba para darle un abrazaco a su hermano Paco. Divina toda ella, pero yo me imagino ese vestido en un color turquesa, con esos ojazos que tiene y...

Icíar Bollaín, que el año pasado mataba por ser la nueva presi, y también conocida por su escaso estilo, este año iba... bien. No puedo decir nada más. Todo era muy negro.

Eva Hache prometía con este Hannibal Laguna. Luego la fue cagando a medida que iba pasando la gala (el vestido malva era monstruoso, hasta que sacó el de estampado de ojos, por poner un ejemplo).

Otra viuda negra fue Clara Lago, que como otras tantas, ha descubierto al inigualable Zuhair Mourad. El vestido es una chulada, pero el hecho de que muchas hayan ido de de negro, desluce mucho la cosa. Mucho.

Belén Rueda... no puedo creerlo... no ha ido de Carolina Herrera. Esta vez eligió un Pedro del Hierro. Sencillo, liso y rojo. Parecía un poco recién levantada de un siestón. El resto le quedaba bien. Cuerpazo, oiga.

Angie Cepeda iba de loba y le sienta súper bien. Negro otra vez. Brillismo otra vez. Está bien, puede pasar.

Verónica Forqué estaba estupenda. Hubiera cambiado el peinado y el bolsito, pero el brazalete me ha gustado mucho. En cuanto a Nadia de Santiago, gracias querida por elegir el azul y una de las tendencias que vienen pisando fuerte: el plisado. PERO para la próxima vez asegúrate de que lo que te pongas no te hace pechiplana. Hace que tus hombros parezcan exageradamente anchos.

He acabado con estas. Siguiente parada: Cortitas.


Ni Cristina Brondo, ni Gracia Querejeta tienen la más mínima idea de etiqueta y protocolo. Al menos la primera no parece la Bruja malvada del Oeste.

Cristina, eso es para un cóctel. Descalificada.


Nifunifá, que vienen siendo las que dejaría pasar por pena.

Y por dejarlas pasar, podrían hacerlo casi por un Separadas al nacer, unidas por el mismo vestido. La una, iba del palo cortito por delante, larguito por atrás. Y todo para que viéramos lo audaz de elegir unos zapatos de color diferente del vestido 8-o

Lo de la chica de corazones, Anne Igartiburu, es simplememente soserío puro y duro. Pero vamos, ¿no dicen que hay que ser uno mismo a la hora de vestirse para estas cosas?. Exacto Anne, exacto: has dado en el clavo.


Voy a seguir con la antesala al espantajismo: Sí pero no.

Leonor Watling, de Míriam Ocáriz. Te hace mayor. Me le quite una de las rajas en la falda y los ribetes verticales. Ponte un cinturón gonico, me da igual si es rojo o en otro color. No me disgusta el aplique del hombro. Por favor, vigilemos el corte de las mangas: son el equivalente a los pantalones tobilleros.

Irene Visedo y Elena Anaya podrían ser otro Separadas al nacer, unidas por el mismo color, corte y escote. En el caso de Irene, te hace una especie de bolsa extraña en el pecho y, no sé... ahí falta algo. ¿Un brochón chulo al hombro, tal vez? Del rollo del brazalete tan espectacular que llevas. Y si no es el brochón, pendientacos. Pero algo.

Elena: si te quitas ese collarazo, te paso a SuperStars. Así de fácil.

Dafne Fernández, que como actriz no tengo ni zorra, pero para esta gala casi siempre ha ido mona, esta vez la ha cagado. Un caso claro que Vestido chulo, percha equivocada. ¿Por qué? A ti te hace barrigona y pechiplana. De esto sabe mucho Nadia de Santiago. Me lo imagino en otra y me podría entusiasmar.

No estoy muy puesta en mundo de los actores españoles, no tengo ni idea de quién es esta chica, así que la llamaré Señora 1. El vestido es muy bonito, pero NO con esas pinzas.

A Macarena Gómez, le reprocho que es corto. La he puesto aquí porque a veces me dan unos ramalazos rarísimos en los que, en este caso por ejemplo, debería odiar esa vestimenta. Pero lo que realmente odio es el painado y el maquillaje.

En el caso de María Valverde, vivo sin vivir en mí y muero porque no muero. Lleva un Dior que sería maravilloso si no pareciera un camisón de gala. Quicir: quiero ver una cintura ahí. Y si la espalda fuera descubierta... MA-TO.

Para la Señora 2 le digo: o perifollo al hombro o adornos en la falda, las dos cosas son inviables.

El problema de María Adánez es que los colores no funcionan y que si esa falda fuera más larga y tal vez con un poquitín de volumen, sería mucho más agradable de ver. También llevas un ombre hair, bien, pero poner una expresión un poco más entusiasta no te mataría.

Vosotras ya estáis finiquitadas.


Vestidos chulos, perchas equivocadas o ya queda menos para el despelleje total.

Ya lo he dicho en Twitter, Victoria Abril es nuestra Björk, nuestra Helena Bonhan Carter. Ella siempre a su bola. Pero esta vez el vestido me gusta, lo que pasa es que le queda como el culo. Le marca cosas que ninguna mujer quiere que le marque un vestido. El puto lamé sólo lo puede llevar una Crawford, una Evangelista... incluso una Bundchen.

Victoria, darling, palabra clave: Spanx.

En el caso de Lucía Jiménez, tenemos un extaño caso de vestido que te hace recta como un palo cuando estás de frente pero que de perfil te queda estupendo. Y yo digo: si tienes que ir de perfil todo el tiempo está clarísimo que ese vestido no es para ti.

Neus Asensi ha abandonado para esta ocasión el vestuario de cualquiera de la mayoría de sus papales: de furcia. Esta vez ha querido venir de señora. Bien por este intento, si no fuera porque te hace el pecho caído y no hay curva aparente de tetas p'abajo. Ciérrate ese escote, ponte un buen corsé que te suba las lolas y te marque la cintura. Y chimpún.


¿Recordáis cuando os dije que el nivel de espantajismo de los Bafta estaba bien alto? Olvidadlo: aquí les hemos superado pero con ventaja gorda. Van a tener que venir los franceses a ver si también nos hemos dopado. Espanajas powah.

La churri de Unax Ugalde confundió este evento con una fiesta de moteros-vampiros.

Sivia Marsó, que era una de mis azafatas más prefes en el 1,2,3 (junto con Kim), hubiera sido mejor que se enrrollara la manta a la cabeza en vez de el mantel a todo su cuerpo. Sin más.

Ahora no caigo quién es esta mujer, la llamaré Señora 3 hasta que averigüe su nombre. ¿Lleva un Hervé Leger? O es eso o es una versión moderna de la mortaja de una faraona. Mientras presentaba he visto que era totalmente blanco, pero ese tono amarillento de la foto tiene delito.

Sigo sin recordar su nombre. Nombre averiguado: Ana Álvarez.

Marisa Paredes, una de las pocas que me elige un color chulo... se puso eso.


Cada año me hago la misma pregunta: ¿qué sentido tiene que Mar Saura esté aquí? Antes por lo menos solía ir guapa.

Manuela Velasco... otra pobre que es objeto del odio de Carolina Herrera.

Antonio Banderas lo dice todo con la cara del trapito de su Melanie. Es un WTF? con acento malagueño.

Alba García va de Pepe Botella. Pero yo habría jurado que podría pasar por un diseño original de María del Monte.


Pero si pensáis que esto esto todo... ¡qué equivocados estáis, nenis!. Cristina Peña así lo demuestra con esa cosa de Amaya Arzuaga. Me suelen gustar las rayas. Y el verde. Por supuesto el negro. Pero así como como os he flipado diciendo que me gusta el vestido de Macarena Gómez, con esto no puedo hacer la vista gorda. No, no, no.

La señora que acompaña a Modesto Lomba (no, tampoco sé quién es) lleva una de las prendas más horripilantes que he visto en mucho tiempo. Felicidades, no tengo palabras para describir lo fffffeo que me parece.

Pero no os preocupéis porque sí que las tengo para expresar la indignación que me produce que año tras año Pilar López de Ayala se emperre en ponerse esos cardados-volúmenes-tupés terribles en el pelo que tanto le gustan. Que tenga un gusto en el vestir dudoso sólo os diré que lo que lleva es de Monique Lhulliera. Para elegir algo tan terrible de una diseñadora con ese aire de delicadeza en sus prendas hay que tener mucha experiencia. O ser Pilar López de Ayala.

Y sí, la he puesto dos veces, era tan horroroso que se lo merecía (= osea, a estas horas no me hagáis cambiar una puta foto porque estoy que me caigo de sueño gracias a Eva Hache, al rap de mierda del pobre Langui &co y ese cosa de baile y cante raro que se ha marcado la Abril).

Ahora, la que se lleva la palma del espantajismo es Judith Colell, una de las vicepresidentas de la Academia que ha querido ir de Nude, ese color pero transparente y si es con un vestido negro que no pega nada por debajo lo dejamos to-tal... ¿mentiendes?... y todo con difuminos que nunca vienen mal, y con volantes, con escote, con pañuelico por si hace fresco, pero que si al mismo tiempo es una capa más mejor que bueno...

Todos conmigo a la de una, dos, tres.... ¡ESPANTAJA POWAH!



Son las 2:25 nenis, y me dispongo a dar buena cuenta de las SuperStars.


Verónica Echegui iba prrrrrreciosa de Gucci. Así se lleva un piezón-joya querida Elena Anaya.

Cayetana Guillén Cuervo, suele ir bastante acertada siempre, y esta vez me ha encantado con este Óscar de la Renta. Un maestro, siempre lo he dicho.

Pero la que nunca me decepciona, y cada año lo digo, es Silvia Abascal. Esta vez le ha fallado el pelo porque con semejante prenda con semejantes bordados en pedrería debería haberse peinado a lo glamuroso de la época dorada del cine. O con un recogido con un Veronica Lake. Pero así no.

Ahora os muestro los que más, más, más me han gustado:

Otra que no sé quién es, pero me quedo con este vestido con un escotazo de los que quitan el hipo y tejido semitransparente en la falda. Porque ella puede.

Inma Cuesta, llevaba este A-LU-CI-NAN-TE modelazo de Juanjo Oliva y desde ya os digo que de estos cuatro es mi más prefe. HMLP (Hoy Me Lo Pondría) para la buchaca.

Goya Toledo es otra que tampoco me falla y menos si es una enamorada de Elie Saab como yo. Me gusta, me entusiasma, me maravilla...

Michelle Jenner lleva el vestido de Zuhair Mourad que llevaré el día que mi Yorch me saque a bailar un vals de esos tope finos que espero que organice en su mansionzaca del Lago Como. Es taaaaaan de princesa. Es taaaaaan bonito. Y es taaaaan demasiado grande la cartera de mano que has elegido querida...



Para la sección Macizos, Chulazos y Guaperas, no todos son ni macizos, ni chulazos, ni guaperas pero saben llevar un traje.


Daniel Sánchez Arévalo, no me pone, pero me gusta su chaqueta de ciertopelo verde.

Asier Etxeandía sí me pone, su traje también, pero creo que me pondría mucho más si fuera de su talla.

Alberto Amman lleva un clásico traje de chaqueta. Le sienta muy bien. Parece guapete.

Eduardo Noriega no me llama mucho la atención, pero me encanta su traje con ese aire 50's. De verdad, me gusta mucho.

Roberto Enríquez combina un tres piezas con pajarita y cuya americana tiene un tejido que contrasta con la del resto del traje. Muy fan de este traje. Muy fan de los chalecos.

Quim Gutiérrez no se comió la cabeza, recurrió a un smoking y le dio un toque macarrilla-chic con pulserón y anillazo de oro amarillo. Despeinado, con barba... Hhhhhhmmmm... ¿y tú?... ¿de qué signo eres, Quim?.

El Duque Miguel Ángel Silvestre está que RRRRROMPE siempre... hasta que habla.

Unax Ugalde está buenorrrrrrrrro, vaya de Moschino o con lo que se ponga. Punto.



2:48 de la mañana. Esta vez no habéis tenido que esperar, eso sí, yo mañana no sé cómo carajo conseguiré salir de la cama.

Desde aquí, este es mi penúltimo llamamiento (de febrero) para que alguien me descubra y me convierta en estrella.

¿Quién sabe? A lo mejor en la próxima edición de los Goya alguien me coloca, muy a su pesar porque se morirá de envidia, entre las SuperStars.

Y nada más, porque estos Goya ya son historia. El próximo fin de semana, el plato fuerte: los Oscar.


Por cierto: de nada, viborillas ;-)

Preguntas, ruegos y súplicas en los comentarios.


Nunca más vuelvo a no dormir la siesta antes de unos Goya, me nublan la consciencia. He duplicado fotos.

Así se quedan que esto no me parece tan importante.



Me voy a dormir.

6 comentarios:

Marsónico dijo...

Goya Toledo, Michelle Jenner, Verónica Echegui y Elena Anaya mis súper favoritas, aunque el de Michelle Jenner creo que es mi más favorito de todos, ay!

Compartir es vivir dijo...

Soberbia, as usual :)

Anónimo dijo...

Gigante Miss Jade!!!
BeatrixCR

Mara Jade dijo...

Marsónico: querido, como ya he dicho, me lo he pedido antes, pero cuando quieras te lo presto :-P

Compartir: una eh lo que eh XD

BeatrixCR: Miss Jade, jo, mencanta :-)

Laura dijo...

Fantástica crónica, como siempre!!!

Apunte: la churri de Unax es Ingrid Rubio. Qué ñástima de vestido con lo que me gusta esta chica! Sabemos de quién es el vestido?? Simpel curiosidad...
Totalmente de acuerdo con Silvia Abascal, Goya Toledo y Cayetana guillén. Elena Anaya siempre me suele gustar, pero tienes razón con lo del collar.
Esperamos ansiosos los Óscar!!!
Besos

Athelas dijo...

La señora 2 es Leire, la cantante de la oreja de Van Gogh, y novia de un actor que no recuerdo su nombre (por si luego re preguntas que hacia por ahí ;)

Elena Anaya y Verónica Echegui, geniales, cierto que el collar de Elena sobra.

Y sólo diré que horror el de Macarena Gómez y el de María Valverde(con lo mona que es esta chica)

Y ahora vamos a los chulazos. Me encantó la chaqueta de Sánchez-Arévalo, un poco de color en los hombres tampoco mata a nadie. En cuanto a Asier, parece un click de playmobil... y Quim... ay Quim... pero echo de menos a Juan Diego Botto que a pesar de que ya se le ve mayor... madre mía :)

Yo a las 12 estaba en la cama que me levanto a las 4- 4:30... y me hubiera ido antes de saber lo coñazo que fue...

Siempre un placer ;)