sábado, 30 de abril de 2011

Y ya sabemos quién hará en anuncio de Freixenet este año

¡Jenni from the block!!


Estamos todos de acuerdo en que esto también es un Fashion Disaster.... ¿verdad?
(Que sí, que sí, no se me olvida lo de la Royal Wedding. Aún tengo pesadillas con la mini-Fergies)


Aprovechando...

... que acabo de regresar de pasar una tarde mega maravillosa con doña Caye después de echar una rápida ojeada a posibles intentos de vestidos para LA BODA que tengo este verano, en la que ejerzo de dama de honor, y que llevo 1/4 de litro de sangría y 1 botella de sidra corrrrrrrrrriendo por mis venas*, os tengo que contar una cosa, ya que estoy muy de confesiones últimamente.


Tengo novio.


Pero creo que es mucho más importante que antes os dé a conocer mi veredicto sobre la Royal Wedding, en vista de las múltiples peticiones que he recibido.

Agarraos que vienen curvas.




WTF?????




* sí, una enterita, que yo he visto dos vacías y hemos bebido lo mismo. No hace falta ser de números para echar cuentas...

jueves, 28 de abril de 2011

Sólo recordaros...

... que hay una cuenta atrás en marcha:





Y que, además, por echarnos unas risas, aún está en activo la encuesta que os propuse anteriormente y en la que podéis seguir participando:



Esta semana, la de después de las vacaciones, no ha tenido nada digno a destacar. Tampoco durante las vacaciones. Para variar, aquí siempre se pone pocho el tiempo...

Sooooool, ¡despierta! Está en juego un paseo bicicletista



... así que me puedo pasar un buen rato decidiendo a qué puedo dedicar mi poco tiempo libre.


Pensando en qué aprovechar la mañana


Menos mal que el sol decidió salir y me fui a dar un paseo bicicletista. Una gozada nenis: en mi cabeza no cabe la idea de que haya alguien en el mundo que no quiera disfrutar del astro rey (a no ser que seas albino y/o alérgico... o vampiro).







Bici. Coca-Cola en Es Vaixell con Loba. Y ahora música en directo al sol sin olvidaenis de la hidratación 

Y si encima te has llevado un libro, tienes unas monedas sueltas y te puedes tomar una fresquita shandy escuchando música en directo en uno de tus bares preferidos... ¡¿Qué más puedes pedir?!

Yo desde luego hubiera pedido crema solar, que ahora tengo unas marcas de la camiseta que vamos, divina de la muerte.

Por cierto, tengo que daros las gracias a tod@s aquell@s que comentasteis en el post anterior. Que sepáis que lo escribí de un tirón y que tardé más en decidir si al final lo publicaba o no. Pero bueno, es parte de mi vida y, como he comentado alguna vez, todo el mundo tiene un pasado. Ahora ya sabéis una parte del mío.

Ya os contaré aquella vez que...


Pues eso: ¡GRACIAS!

domingo, 24 de abril de 2011

Nirvana, puzzles, frenos y otras cosas del pasado.

No siempre soy la alegría de la huerta ni tengo cosas ácidas que decir. Como si no lo supierais ya con la de tiempo que vengo dando la brasa.

Pero lo que no sabéis es que mi época oscura fue bastante oscura. Lo de Darth Vader es una chorrada.

La verdad es que nunca sentí que encajara en ningún lado: ni en la escuela, ni en el instituto, ni en la universidad, ni entre ninguno de los grupos de amistades que tuve a lo largo del tiempo y, para variar, tampoco entre mi familia.

¿Por qué?

No lo sé, lo único que sé seguro es que era algo que yo sentía: que no encajaba.

Cierto es que mis inseguridades por mi apariencia física no ayudaban mucho (y ciertos comentarios a colación, tampoco). Supongo que eso fue el comienzo de todo. Yo no sabía que era bajita hasta que empecé la escuela. La verdad, nunca he tenido mucha percepción sobre distancias y/o tiempo. Me trae bastantes problemas a la hora de ponerme a hacer algunas cosas. Whatever, el caso es que me enteré al verme en la típica foto de grupo de clase de 2º de EGB. Todos estábamos de pie y yo en primera fila, menuda guarrada. Ahora no recuerdo si el niño que terminó convirtiéndose en mi primer amor platónico escolar estaba cerca de mi. ¡Me parecía tan mono! Yo llevaba un conjunto de pantalón vaquero y blusa amarilla, siempre tuve fijación por ese color, pero no se puede apreciar en la foto porque era en blanco y negro. Era más barato.

No descarto tener TDC, en un grado bastante leve de lo que fue en su momento. Aunque aun persisten algunos comportamientos como: si voy a probarme algo, siempre elijo la talla más grande que haya*. Y ha habido veces que he anulado citas con otras personas porque al vestirme he visto unos brazos poco apropiados, por más que miraba en el espejo, no era capaz de distinguir mis tobillos y/o recordaba una frase que he oído infinidad de veces desde que tengo un poco (sólo un poco) de consciencia, "eso no es para bajitas".

Pero bueno, eso es algo que ahora lo único que me produce es que cada vez que me pongo tacones pienso que me conformaría con la mitad de lo que miden, que tenga que pedir a alguien que me alcance algo que está alto (y me molesta muchísimo) o en que mi IMC no indica nada peligroso, afortunadamente.

Ese sentimiento de ser una pieza en un puzzle equivocado todo el rato, al mantenerse durante tanto tiempo, me causó varios problemas. Si encima el grunge aparece y tú te conviertes en sssssúper fan de Nirvana y toda la ristra de grupos que salieron... pffff. Eran buenos, ¿eh?, pero reviso sus letras y, como comentaba en otro post, no me extraña que se dieran a las drogas y al suicidio. Pero lo peor es que en cierto momento a mí me pareció algo que era natural. Algo así como: nada sale bien, por algo será, es que te lo mereces, ¡coño! ¿para qué seguir adelante?

El caso es que a mí las drogas no me fueron nunca, me daban cosica. ¡Menuda grunge de mierda estaba hecha, nenis! Eso sí, lo de autoflagelarme se me daba (=se me da) estupendamente. Lo mío era más o menos like this: "menudas pintas, si es que no vale la pena que te arregles, ¿qué te vas a poner con lo que mides?, todo lo que hay en tu armario es lo mismo, escribir... a ti no te pueden gustar las las ecuaciones no, te tienen que gustar los libros, y tu pelo... ¿pero tú has visto los cuatro pelos lisos que tienes?... joder, si es que encima por más que lo intentas y lo finges, no tienes nada en común con los demás... no es que tengas algo... ¡nada!..."

Es una forma light de explicaros lo que pasaba por mi cabeza, os lo aseguro. Y he de decir que tampoco era tan dada a decir tacos. Tantos años de "no digas eso" han acabado produciendo a la malhablada que soy ahora, joder.

A medida que la época teenager se iba haciendo más patente en mí aquello era un subir y bajar de estado de ánimo. Lo que pasa es que lo de bajar cada vez era mucho más p'abajo.

Cuando llegué a la universidad, de aquella manera, un poco siguiendo la corriente porque era lo que se supone que "debía hacer", llegué a sospechar que era bipolar. Intentaba mantener al máximo los subidones de adrenalina (me siguen gustando esos chutes). Pero de verdad, no en plan coña como muchas veces se suele decir ahora. No se es bipolar un poco: se es. Otra vez, afortunadamente, no era mi caso. Pero durante un tiempo estuve bastante preocupada, como si no tuviera suficiente con toooooodos esos pensamientos fantásticos que se me pasaban por esta cabecita. Para entonces Kurt Cobain ya había muerto, creo que yo estaba en casa de una amiga que me ayudaba para un exámen de química. No sé si el mismo día o a los pocos días. Pero yo seguía escuchándo Nirvana y a Alice in Chains. El festival del humor, vamos ¬¬

En mi segundo año de universidad, donde mi lado salvajillo ya hacía rato que había salido a la luz**, conocí al gggggilipollas más grande que me he encontrado en mi vida. Sí, el gggggilipollas ese es el famoso Cabestro que he mencionado alguna vez. Lo que vino a ser mi primer novio. El hecho de que alguien se hubiera fijado en mi, ossssssea, ¡en mi! y encima quisiera salir conmigo. ¡Oullea!

¿Oullea?........ ¡Suputamadreenvinagre!

Con el tiempo fui capaz de decirlo, pero mientras estuve con ese eso y cuando las cosas ya no eran tan bonitas como los primeros seis meses, en mi cabeza sólo existía: esto es lo que te mereces, la vida es una auténtica cabrona y a ti te toca esta mierda y este mierda, así que hazte a la idea.

¡Sí, sí, sí! No me bastaba con todo lo que ya cargaba sin decir ni pío a nadie, lo estaba pasando mal, cada vez peor, pero yo estaba convencidísima de que era taaaaaan mala persona por alguna razón desconocida que creía que yo me merecía pasar por lo que ya me decía a mí misma, por lo que se decían a sí mismos esos tíos depres que ganaban un pastizal con sus grupos y con lo que me sentía tan identificada, y, ahora, al ggggggilipollas ese. ¡Cuesta abajo...! pero sorprendentemente aún con frenos.

Hasta que dejé de tenerlos.

Y creedme, los dejé de tener.

Y aún aguanté a semejante esperpento de ser humano un tiempo más, unos tres años de más, mi sensación de no encajar era LA SENSACIÓN DE NO ENCAJAR y lo vi cuando muchas personas ya no estaban a mi alrededor por lo que fuera***, tampoco me gustaba la carrera, ni donde yo estaba, ni lo que hacía, ni pensaba, ni significaba, ni nada de nada de nada de nada. Un todo de nada. O un nada de todo. ¡Yo qué sabía!

No me quedó más remedio que acudir a un profesional por mi cuenta y riesgo****, cuando ya nada ni nadie me importaba. Nada ni nadie. ¿Por qué fui? Sencillo: quería demostrarle al universo que YO tenía razón.

Y la tenía. ¡Joder si la tenía! Pero vamos a ver, ¿yo qué pintaba por aquí? ¿Eh? ¡Pues nada! Si es que era más lógico... no entendía nada.

Hasta que JR (nada ver con este), a quien no veo y trato desde hace mucho, pero a quien siempre querré, me hizo LA PREGUNTA: ¿por qué crees que te mereces todo esto y por qué lo mantienes?

Ha sido una de las escasas veces en toda mi vida que me quedé sin palabras y sin ningún pensamiento, bueno o malo, en mi cabeza.

No estoy muy segura de cuánto tiempo estuve yendo a verle. ¿Dos años? ¿Tres? No lo sé, de verdad. Pero yo no salía de ninguna sesión sin que me hiciera LA PREGUNTA.

Durante ese tiempo no es que mi vida fuera de color de rosa como por arte de magia. Me fueron ocurriendo otras cosas, pero ya fue diferente. Al principio muy levemente y después ya algunas cosas/situaciones/personas/pensamientos iban tomando su forma y yo iba lidiando con ellas, ya no sólo como podía, también con un poco de ayuda de JR.

Pero lo más importante es que poco a poco, MUY poco a poco, me fui liberando de un peso que ninguna dieta en el mundo podría quitar. Me refiero a un peso emocional que había estado arrastrando desde... no lo tengo muy claro. Aún queda algo residual, es cierto, a veces pega fuerte, pero creo que ahora puedo manejarlo.

El hecho de que yo requiriera de este tipo de ayuda no hizo que quisiera acabar la carrera. Pero no porque no me gustara la profesión: no me gustaba mi universidad. Podría haberme ido, cierto, pero ya no era lo que quería. Y la verdad es que en un principo tampoco lo quería. Así que si me recuerdo dibujando con detalle vestidos de princesa y esmerándome en las letras de los títulos y viñetas explicativas de mi laaaaargas redacciones... ¿psicología? ¿en serio?.

He escuchado muchas veces eso de que soy muy sociable y que me sé adaptar. ¿Os cuento un secreto? En el fondo intento que no se me note que en realidad soy bastante tímida. Me obligo a mí misma a que no se me note porque a pesar de todo la monotonía me aburre muchísimo y si dejo que la timidez me venza me perderé muchas cosas que probablemente no dan tanto miedo. Hace poco, alguien que quiero mucho
(y estoy tan contenta de ello que antes de que te vayas siempre te lo digo), y que conservo desde hace bastantes años , me dijo que es como si desde que decidí poner patas arriba mi vida empezara a ser la yo que siempre había visto. Mi reacción fue ponerme roja como el color de labios que llevaba esa noche. Creo que si lees esto te acordarás :)

Recuerdo ese momento y aún me sigo poniendo del mismo color pero lo que pienso es que no sé cómo soy ahora, pero me gusta mucho más que hace unos años. Pero de largo, muy laaaaargo.

A día de hoy no siento que no encaje en un sitio. Creo que ahora encajo todo lo que me es posible en varios, con mis miedos e inseguridades, pero siempre con mi metro y medio ;) Y son sitios que me gustan y en los que no me siento obligada (por mí, sobre todo) a tener que encajar.

Y ahora escucho a Nirvana y Alice in Chains sin querer hacer puenting sin una cuerda atada a los tobillos.

Ahora también sé que yo no era bipolar, ni tenía desorden de la personalidad, ni nada de eso: viví lo que ahora se toma un poco con cierta ligereza, una depresión (que sea catalogada como "menor" no la hace menos peligrosa). La pérdida de control de mis pensamientos, mi vida y las ganas de seguir adelante con ella se hicieron muy reales para mí.

Si no hubiera intentado demostrarle al universo que yo estaba en lo cierto, no me habría dado cuenta de lo equivocada que estaba y no habría disfrutado de la posibilidad empezar este blog, conocer algunas personas maravillosas que a día de hoy considero grandísimas amistades... no habría hecho algún que otro viaje chachi... tener mi propio Mr Potato, llorar por primera vez en una preciosa boda... me habría perdido muchas recetas fantásticas... ¡y refrescantes ginkis!... no podría decir que soy diseñadora gráfica, ni haber ido a ver a U2 un mínimo de cuatro veces (¡y la que os rondaré majos!), ni averiguar que me encanta pintarme los labios de rojo rojísimo... ni aplicar mis tantas horas jugando al Tetris para aprovechar el espacio en mi zulo, hacerme chica Mac, descubir el pastel para dibujar... disfrutar del sol cada verano y poder ver/tocar/respirar/sentir/saborear el mar...

Cala Blava (abril 2011)


Y ya está. Ahora voy a respirar con mucho alivio \m/



* Si me pides que te mida con mis manos lo que yo creo que es el ancho de mis caderas, está demostrado que las hago unos 10-13 cm más grandes de lo que en realidad son. La putada es cuando ha habido alguna vez que esa era LA talla 8-S Coincidía cuando pasaba largas temporadas estudiando sin apenas moverme del sitio.
** fiestas mil, trasnochar, bailar, saltar, chillar, entrar y salir, dormir muy, muy poco...
*** con el tiempo ves que no eres compatible, ni quieres serlo, en algunos casos tuve yo la culpa, en otros no, otras personas no me importaba que desaparecieran de mi vida... cosas que pasan.
**** No os penséis que obtuve mucho apoyo de quien se supone que debería tenerlo cuando se enteraraon porque, palabras textuales, "esto es pasajero, sólo tienes que dejar a Cabestro, no hace falta que vayas al sacapastas que hace que te escucha". Sólo que por "pasajero" para mí eran ya unos cuantos lustros y eso de "sacapastas" se supone era a lo que yo me iba a dedicar yo.



Post dedicado a FanMa, porque un día tuvo el valor de escribir algo que nunca nos había dicho, porque también me gusta el color naranja, por su carácter optimista y porque sabe perfectamente que también es mala porque le da la gana ;)

martes, 19 de abril de 2011

Quisiera poner algo ocurrente como título pero es que me he quedao speechless total.


Que la tronca esta* se me planta semejante bikini talla XXXXXXXXS con semejante tiparraco de levantadora de elefantes y encima me la llamen "bikini babe" en las webs de cotilleo como si fuera una grácil a la par que delicada y bella flor que irradia encanto por todos los poros de su piel... ¡MANDA COJONES! Tiene más pinta de repartir hostias como panes y de irradiar una mala hossssstia reconcentrá que ya quisiera Mourinho en los siguientes tres "clásicos" que quedan y en el resto de ruedas de prensa para cuando le pregunten los de As.

Una cosa os digo chicas acomplejadas del mundo, si la elementa esta puede: YES, WE CAN!

¡Acabáramos!


Bikini babe... la madre que los parió...


* Serena yomecomoaThoryHulkparadesayunar Williams... a propósito, si puedo pienso ir a ver Thor. ¡Por supuesto que la historia me importa una mierda! Chris Hemsworth, ese antiguo escuálido, es la única razón para aguantar semejante tostón (que me lo veo de vení). ¡Qué suerte tienen algunas, joé!

lunes, 18 de abril de 2011

Puesssss....

... exceptuando que no hay día que no meta la pata como becaria y me dan ganas de darme de cabezazos cada vez que alguien me muestra LO OBVIO que yo no he visto hasta entonces*... que me doy unos paseos muy majos en bici a ver si pillo algo de colorcillo... que Fer estuvo por aquí y nos tomamos una sangría al sol mientras charlábamos animadamente antes que de que se fuera... que aunque no me lo puedo permitir me he comprado un vestido que para sí quisiera Betty Draper... que la Chef Brûlée sigue dándole caña a la cocina... que llevo como 1 mes con vitaminas porque este año la astenia primaverla esta me tenía hecha una montaña de trapos... que podéis seguir votando en la fantástica encuesta sobre mi futuro becaril... que he caído en las redes de la maravillosa Adele y estoy deseando destrozar alguna de sus canciones en un karaoke...




... No tengo nada más que contaros.

Mi vida es así de trepidante ¬¬
(como la de una RockStar, igualito)



* ¿Por qué, por qué, por qué, por queeeeeeeeeeeé?

jueves, 14 de abril de 2011

Hoy es un buen día para...

... admitir apuestas.

Quicir, hoy voy a poner una cuenta atrás. Una tal que esta:



¿Y por qué hoy?


Se me ha ocurrido darle un poco más de emoción al hecho de que a mis tre... taitantos sea trainee*. Una de esas a la que le mola lo que hace y no le importa echar horas porque de to s'aprende y tal y tal. Pero también de las que meten la pata, lenta y con la sensación de que lo que ha aprendido en la escuela está bien, pero que no es NADA comparado con lo que hay fuera de ella.

Vamos, nada que no os haya contado antes. Sólo que hoy, pues fíjate, he puesto la cuenta atrás.

Sí, me lo estoy tomando bien, si es que no es la primera vez que paso por esto, asinqueeeee... Será que hoy he tenido un jueves muy pop y yeyé. Lo pop y yeyé siempre me levanta el ánimo. Y me viene bien, oiga, que últimamente estaba escuchando a saco a Alice in chains, que me súper encaaaaaaaaantan, pero no nos engañemos: un poco depresivos sí que eran (sobre todo si tenemos en cuenta que no uno, sino dos de sus componentes decidieron suicidarse con una sobredosis del bajón que arrastraban, una pena muy gorda para el rock).

Ya sé, ya, yo quiero ser una RockStar, pero no veo el problema: las estrellas de rock escuchamos lo que nos da la gana y cuando nos da la gana incluso cuando todavía no somos, oficialmente, estrellas del rock.

He aquí unos ejemplos de mi lista MÚSICA PETARDA del iTunes que empezó a torpedear mi Last.Fm desde esta mañana.












También la hice en Spotify, no con todas las canciones, porque no estaban, pero la mayoría sí, y que poco a poco iré haciendo más grande con vuestras sugerencias. Venga, venga, quiero popismo y yeyeísmo que me viene esssstupendamente para lo que me espera del proyecto final de carrera. Dejadme vuestras sugerencias en los comments y las iré añadiendo a la lista.


A propósito: las apuestas que se admiten...





Esta encuesta estará abierta hasta el día en que se sepa si sigo siendo trainee... ¡o no!







¡Jopetaaaaaaaaaaas!



* lo que viene siendo una becaria de toda la vida, pero gracias a la Lewinski ya no suena nada bien y hace rato que decidí que trainee es como más fisno, como que mola mucho másssssssssssaaaaabessssss.







Al acabar de escribir este post confieso que le he puesto los cuernos al rollo popero-yeyé con Rage Against the Machine. La cabra tira pal monte nenis.






martes, 12 de abril de 2011

Sé que me estoy haciendo mayor por...

  • Me está empezando a gustar el pescado...
  • ... y a veces hasta tengo ganas de comerlo.
  • Cuando el otro día Loba me preguntó si quería ser una de sus damas de honor me emocioné tanto que hasta se me saltaron las lágrimas. Y a mí estas cosas no me pasaban antes.
  • Nunca me han gustado el botellón, así que cuando me preguntan si quiero ir a alguno, sin pestañear suelto un "a mí estas cosas ya me pillan mayor" y me quedo tan ancha.
  • Tengo ganas de cuidar plantas. A ver... nada de flores, yo me refiero a hierbajos comestibles varios. Pero es que antes a lo más que yo aspiraba era a tener un cactus. Pequeño.
  • Me sorprendo a mí misma pensando en qué recetas puedo cocinar durante el fin de semana. ¡Con lo que yo he sido!*
  • Puedo pasarme horas viendo el Canal Cocina.

Y lo que es casi defitivo:
  • Salgo a la terraza de casa... ¡y miro la gente pasar**! Cuando yo apenas he salido a regar el orégano y la albahaca u olisquear las freesias de SSMom.


Me haré mayor, pero tengo unas Vans de robots nuevas de ffffffflipar, ¿lo pillas?




* Traducción: antes tenía un sueldo que me costeaba algún que otro viaje, bailoteos, cine y/o capricho, you know.
** Y los que pasean al perro, los críos en el parque, los chavales con sus monopatines, los gatetes perezosos tomando el sol, las señoras que queda para andar...


lunes, 11 de abril de 2011

Cuando la modernez se torna AB-SUR-DA

Alguna que otra vez y cuando suena la flauta, me acuerdo de que hay revistas que me gusta chafardear... a veces incluso hasta me las compro. No, no es la de los aaaaarrrrg, ni la del saludo, ni nada de ese tema. Reconozco que la mayor parte de las veces las veo sólo en casa y en compañía de doña Caye porque si no no tienen ningún sentido para mí.

Entotá, una de esas revistas es la Nylon, que como es sssssúper cool, ssssúper moderna, ssssssúper rrrrompedora... ssssabes... Hay que ver de todo nenis, que de cualquier chuminá te puede llegar una idea*. Cuando de repente me encuentro con un WTF? como un castillo. Lo que viene siendo, repetid conmigo, ¿QUÉ INVENTO ES ESTO?



Recuerdo yo una peli llamada Una sucesión de catastróficas desdichas de Lemony Snicket que también recuerdo haberla ido a ver al cine y, que luego cuando la han echado por la tele, la he vuelto a ver. No la tengo en dvd, pero supongo que algún día caerá... igual que los libros. Recuerdo igualmente haberme leído Un mal principio.

Bueno, pues la chavallilla de la portada es la que hacía de Violet Baudelaire, Emily Browning. Animalica.

A ver, alma de cántaro, peroperoperopero... ¡¿cómo te dejas hacer semejante estropicio y encima que te saquen en portada con esa pinta de japonoide chunga?! ¿Pero no te das cuenta que la modernez llevada al extremo ahora sólo significa copionica de Lady Gaga (sí, sí, ahora ya no eres una horrrrtera, si lo fueras te llamarían Ke$ha)?

Hay cosas con las que no puedo y una de ellas es esa bragafaja que ni tu tátara-tátara-tátara-whatever se pondría. Muñeco Ken total. Eso sin contar con ese jersey remetío por dentro (como cuando éramos pequeños y la mamma nos hacía lo mismo con las camisetas interiores en los inviernos para que no cogiéramos frío) que, vale, tal vez no eres precisamente Christina Hendrix, pero es que da penica de verte jamía. Yo creo que incluso a Christina Hendrix la haría plana, fíjate lo que te digo.

Otra cosa te voy a decir: lo emo es taaaaaaaan de 2009... por mucho que la petarda de la Lavigne se empeñe en lo contrario. Así le va.

No sé, no sé... a estas alturas de la historia no creo que haya muchas cosas que nos puedan sorprender, pero desde luego yo no pago una revista con una bragafaja en portada.

Una pena hija, una pena.


* no se sabe si será buena o mala, pero te llega así como los flashes a La Prohibida.


pd: a todo esto, voy a ser dama de honor en la boda de Loba. No sabía que era tan importante para ella. Es gonico saber estas cosas :-)

sábado, 9 de abril de 2011

martes, 5 de abril de 2011

¡Andaaaaaaaaaaá!

Hace unos días, Charly, de El Variaito, me envió un enlace por whatsapp acompañado de "ideal para ti".

Me quedé un poco asinsss. ¿Lo qué?

Cuando abro el link y veo lo que es... el ataque de risa que me dio fue tan monumental, que SSMom me miró aún más raro de lo que me mira habitualmente cuando me ve dándole "toquecitos al teléfono ese que parece un zapato".

Mirad, mirad:


¡UNA APP DEL CUORE*!

¡Ssssssssssúperfffffffffuerte nenis!

Mi respuesta a tal mensaje fue: "Yo por menos del ¡Hola! ni me muevo. Y te digo otra cosa: tú ríete pero un día de estos salgo en portada y ya te acordarás de lo que te digo".

Lo cachondo es que me respondió que no lo dudaba.

Y esto, es más gracioso aún, porque sé de la existencia de esta app antes de poner esa foto de hidratación del sábado con la sangría jajajajaja.

He de constatar que esta revista para mí es algo "exótico" cuanto menos: no tengo ni idea del marujeo español. Vamos, que miraba el Cuore el otro día y doña Caye y yo no conocíamos a las 3/4 partes de los famosos patrios. Siempre he pensado que la prensa rosa yanki da mucho más juego, es más kitsch, más extravagante...

Desde que pillaron en los 80 a aquella rubia de mechas sin bragas, aquí la única emoción la pone ladesiempre y ya cansa. ¿Mentiendessssss?

Pues eso.



* tengo que decir que en su última edición encontré muchas cosas que ya estaban pasadas. Y esa es una de las razones por las que no me gasto mis mínimos cuartos en esta clase de "prensa" habiendo blogs actualizados incluso antes de que pase lo que sea y gratis.

domingo, 3 de abril de 2011

Sábado de pingos con doña Caye

Así es, este sábado doña Caye y servidora agarramos unas bicis y nos fuimos por ahí a ver mundo mientras hacíamos la fotosíntesis. ¡Qué sol tan maravilloso y cómo lo echaba de menos!

No hace falta que os mencione lo divina, divertida, amable y estupenda amiga que es doña Caye. Y, por supuesto, no hace falta que diga que cada vez que nos encontramos es una experiencia única. ¿Será porque ella es única? Seguramente ;)

Además, era un sábado "especial". ¿Por qué? Pues porque después de unas dos semanas por fin el estudio donde hago prácticas se pudo quitar una pesadez de memoria tediosa a más no poder. Y eso, nenis, es un gran triunfo, porque le hemos echado muchas horas.

¿Os habéis dado cuenta? He dicho "hemos" en vez de "he" (me encargué yo de una parte de la maquetación). Sé que no debo hacerme ilusiones, es lo mejor, porque aunque becaria plus, sigo siendo becaria. Pero es que disfruto mucho, cometo errores, por supuesto, pero aprendo y encima la gente es majeta. Una de las mejores cosas es que no hay día en que no nos riamos de alguna cosilla, por pequeña que sea. Y eso, lo digo por experiencia, es un gustazo a la hora de trabajar.

Pues eso, una de las razones de que este sábado fuera "especial" fue esa ruta soleada.

Así empezó este sábado q casi se está acabando



Caye's garden


Paramos para refrescarnos con sendos Campari con naranja y una vista frente al mar.

Campari con naranja al sooooooool


Seguimos otro poquito y nos paramos a reponer fuerzas con una currywurst. No os he dicho que estábamos en zona alemana jijiji.

Despedida antes de la Dukan


Y otra vez a pedalear hasta Cala Blava.



Aaaaaaaaaaaoooooooaaaaaaaahhhhjh


Pero hacía un calor de la muerte y tuvimos que volver a hidratarnos. Esta foto la he llamado Bike, beach, beer.

Bike, beach, beer


Después devolvimos las bicis y como nos sentíamos muy orgullosas de nuestra hazaña bicicletista... ¡Exacto!... Más hidratación, peeeeero, esta vez decidimos culturizarnos un poco, que nunca viene mal.

Hidratación + información al sol XD


Ejem... después de "culturizarnos" nos fuimos de ronda a la tienda de chinos de la esquina. Tanta cultura no es buena si después no te echas unas risas XD

¡Ah! La otra razón que hizo tan "especial" este día, es que Metro&medio está en marcha. ¿Que qué es Metro&medio? La marca que me creé hace casi un año y que por fin tiene un portfolio. Aún está un poco vacío, pero ya está en marcha gracias a la inestimable ayuda de M.A.


Metro&medio

Gracias, muchas gracias, sin ti no lo habría conseguido :-)





Chimpún.