domingo, 9 de octubre de 2011

Querida Xtina:


Me lo pones tan fácil que no tiene emoción.

Así que, como soy de lo más benevolente, dejaré que sean los demás los que te digan lo OBVIO.

Por esta vez.

De nada.

No hay comentarios: