domingo, 3 de enero de 2010

La importancia de los tenedores pequeños, la tetera y la sopera.

Una vez tomé la determinación de abandonar el becarismo, algo hizo que mi mente y cuerpo se liberaran. Me di el gran lujazo de sólo buscar información para una parte de uno de los muchos trabajos que tengo pendientes. Incluso dormí una siesta.

Y, sobre todo, por la tarde recogí a Doña Caye y nos fuimos de compras. Bueno, en realidad fue ella la que arrasó, pero como siempre digo: si triunfa una, triunfa el equipo. Os digo yo que ayer el triunfo fue considerable.

El caso es que luego me invitó a cenar al Diecisietegrados en el barrio de Santa Catalina. El local es del rollo taberna-restaurante tradicional pero con ese puntito de "diseño". Evidentemente la carta de vinos está más que bien y la carta... ¡se te hace difícil elegir!

Empezamos con una tosta de cebolla confitada, ternera, parmesano y allioli. Tremenda. Y luego seguimos con unos huevos rotos con chistorra. Algo que fue todo un reto para mí, porque desde que yo recuerde, los huevos fritos me han dado un ascazo tremendo porque siempre me han parecido aceitosos. Ya...


A ver quién es el remajo que se queda sin probar esto, sobre todo si va a compañada de una botella de Dehesa Gago del 2007. Y es que, como le comentaba a Caye, a medida que me hago mayor, resulta que me está gustando el vino y el cava. ¡Qué cosas!

Si, además, nos traen un hojaldre de bacalao para terminar... ¡yeah!

Aunque el sitio estaba pe-ta-dí-si-mo, una chica que estaba en la barra nos avisó en cuanto quedó una mesa libre. Los camareros fueron súper atentos y, el que nos servía todo el tiempo, un señor filipino con mucho arte, fue encantador.

Ni que decir tiene que nos acabamos la botella.

Antes de devolver a casa a doña Caye y sus compras, nos pasamos por la mía. Nos tomamos un té tardío y yo le hice una oda a la importancia de que toda cubertería tuviera tenedores pequeños, porque a ver cómo te comes tú un trozo de tarta con un tenedor con el que te comerías un chuletón. Además, en toda casa debería haber una tetera y una sopera. Pero ya disertaré sobre eso en otro momento...

En fin... sí, nos hacemos mayores... nuestros gustos se van refinando... pero... lo cierto es que nos gusta más una tontá que a Pitita sus apariciones marianas. Les presento a Lola, Albert y su amplio vestuario... intercambiable... y la SSNevera.



No podemos olvidarnos de Carmencita, que cada vez que la achuchas te canta un auténtico pasodobleehpañó.



¿Qué haría menda sin estos reglaos españolísticos de parte de doña Caye? Pero sobre todo, ¿qué haría sin estos pequeños momentos de amistad tan grandiosos?

Lo dicho: revisa tu cocina, si no tienes tenedores pequeños, una tetera y una sopera... no es una MariCarmen Españolística completa.


7 comentarios:

marta dijo...

que tarde más guay!

Bibi dijo...

Neeeni, lo que me alegra leer semejante post. Si es que Doña Caye es maja entre las majas y tu que eres rebonica, imagínense cando estan juntas...
Ojalá prontito podamos compartir mesa (y risas, musaka, postres, sangría...)

Bibi dijo...

Y los imanes son dignos de museo... la envidia de toda una Maricarmen Españolística, sí señó!

Fisher Sapphire dijo...

Cuántas ideas estupendas para alguien que mañana pensaba arrasar sin piedad alguna en los ikeas... No se si ir en vísperas de reyes es una muestra de valor o de gilipollez...

Sr_Skyzos dijo...

Tengo tetera (tres para ser exacto), pero nada de sopera ni de tenedores de postre... Y como me diga A MÍ que no soy una Maricarmen Españolística, avíaos vamos...

Mara Jade dijo...

Marta: ya te digo Rodrigo!

Bibi: sí, sí, reunión again! La colección de imanes es, en su mayoría, regalos de la doña (no podía ser de otra manera).

Fisher Sapphire: si puedes ve a primera hora o a la hora de comer. Eso es el infffffffffierno en la tierra.

Sr_Skyzos: bueno, bueno, pero es q tienes TRES teteras, eso te hace ganar puntos como MariCarmen!

BlackBetty dijo...

Ahora quiero:
-comer
-imanes de nevera (los vestuarios intercambiables son lo más...) y si pueden ser de esos con palabras, genial.
-tenedores pequeños (no, no tengo :-P)